Nómades digitales: aprender y emprender alrededor del mundo

Por Federico Bongiorno – Fundador de Lifestyle Group

Un emprendedor de ecommerce en Madrid. Un programador desde Irán. Y yo en Buenos Aires, habiendo vuelto hace unos días de un viaje en solitario por Europa del Este.

Nací en 1994 en perfecta coincidencia con el auge de las .com. La tecnología estuvo siempre a mi alcance, en pocos clicks pude conocer cualquier información del mundo y esa disponibilidad se reveló en mí como un poder.

Imágenes, países, todo alimentaba mi curiosidad y mis ansias de moverme y conocer. ¿Era compatible trabajar y viajar? Esa era la pregunta que me inquietaba. Y la respuesta fue y es si. Mientras haya conexión de wifi hay posibilidad de aprender y emprender alrededor del mundo. Además, cada vez hay mayores facilidades en los detalles… Por ejemplo: podés filtrar tu alojamiento alrededor del mundo a través de su conexión en wifi, o podés utilizar herramientas online como NomadList que nos permite saber qué tan bueno es un destino para personas que trabajan con Internet.

¿Cómo?

Mi proceso de aprendizaje fue autodidacta. Pero obviamente pueden existir otras maneras de prepararse para emprender. Descubrí, investigué y aprendí sobre marketing digital, creación de negocios, ecommerce y tantos otros temas, relacionados o no que comenzaron a dar formato a mi perfil profesional. Al mismo tiempo, me encontré que si concentramos nuestro aprendizaje por nuestra ubicación geográfica, probablemente nos perdamos lo que pueden enseñarnos los mejores. Por eso también mi decisión del aprendizaje online.

Siempre crecer

El concepto de escalabilidad siempre estuvo en mi cabeza. Cada proyecto tiene que poder convertirse en algo más grande. ¿Qué significa esto?. Que nuestros costos no podrán crecer a un ritmo más acelerado que nuestros ingresos. Quizás algunos proyectos no sean de escala (como lo es nuestra agencia de marketing), pero son los que brindan los recursos para apalancar aquellos negocios que sí lo son. Es un juego de probabilidades: generalmente los negocios de escala tienen mayor riesgo al comienzo, pero en el largo plazo son más rentables. Entonces, creando ambos tipos de negocios, dividimos el juego entre negocios de mayor riesgo e impacto y negocios más tranquilos con un crecimiento progresivo.

Volverse trendy

El mundo cambia rápido. Y si somos reacios al cambio perderemos oportunidades. Seguro que conocen a alguien que por ejemplo no quiere usar redes sociales. Cuando nos actualizamos y estamos atentos a las tendencias, el mundo se nos vuelve accesible y las oportunidades se abren más allá de las fronteras geográficas.

Ejecutar está al alcance

Hoy con tan sólo tener conexión a Internet y conocimientos básicos podes sacar un producto al mercado. Esta posibilidad democratiza el emprendimiento, ya que con poca inversión podés hacer grandes cosas. De hecho mi primer proyecto fue un blog en una plataforma gratuita, que me dio visibilidad a los 17 años sin haber invertido dinero en el mismo. Eso trajo mis primeros ingresos de negocios online, y a partir de ahí simplemente fue ir saltando de proyecto en proyecto para ir entendiendo el mercado, hasta llegar al día de hoy que contamos con una empresa con más de catorce personas que la conforman.