Acerca de las curvas epidémicas en México

Acerca de las curvas epidémicas de un grupo representativo donde destacan zonas como el Valle de México, Baja California, Veracruz, Oaxaca, Sonora, Nayarit, Guadalajara y Monterrey, entre otras…

Durante la conferencia de prensa en torno a la situación de la COVID-19 en México, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell señaló cómo se encuentran las curvas epidémicas de un grupo representativo de la República Mexicana donde destacan zonas como el Valle de México, Baja California, Veracruz, Oaxaca, Sonora, Nayarit, Guadalajara y Monterrey, entre otras.
Respecto al Valle de México, la predicción se rebaso por la ocupación de residentes de la Ciudad de México y del Estado de México, pero también por prestación de la salud hospitalaria a los habitantes de entidades cercanas como Morelos y eso puede expresar el exceso de casos en la curva y su tendencia plana conforme a contagios. En lo que respecta a Baja California, en Tijuana se ha visto un descenso continuo, mientras que en Mexicali la transmisión sigue intensa, pero por más de 30 días su tendencia va a la baja.
Por otro lado, indicó que Tabasco ha mantenido el contagio, no hay tendencia clara de descenso. En Morelos no ha habido mayores sobresaltos y anunció que este viernes se inaugurará un hospital abandonado del ISSSTE y recién rehabilitado por la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) con recursos que supervisó el Instituto de Salud para el Bienestar (INSABI). También señaló a Tlaxcala como otra entidad que ha logrado mantener estable el número de contagios por el virus, debido a que tienen un programa de acercamiento comunitario para identificar los casos COVID.
Aunado a las curvas epidémicas, entidades como Veracruz  y Guerrero mencionó que tienen excesos; pero otras como Puebla, Toluca, Sonora, Nayarit, Chiapas, Guadalajara y Monterrey van en ascenso; mientras que Oaxaca ya muestra un patrón de descenso.

Por su parte, el Director de Prestaciones Médicas del IMSS, indicó que el Seguro Social trabaja con un sistema automatizado para evaluar el número de defunciones, pero para que se lleve a cabo un vaciado de datos, primero se debe ejercer el certificado de defunción de las personas, un proceso que, dijo, se lleva mucho tiempo mientras se hacen los estudios de laboratorio que comprueben su fallecimiento por COVID-19 y en caso de no existir prueba alguna, llevar a cabo las dictaminaciones por parte de los expertos médicos.

Comments

comments

Anuncios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: