Pages Navigation Menu

Expresión innovadora

ZChess Clock

Koepka, nuevamente campeón del US Open

PONTE VEDRA BEACH, FL – MAY 09: Brooks Koepka of the United States warms up on the range during practice rounds prior to THE PLAYERS Championship on the Stadium Course at TPC Sawgrass on May 9, 2018 in Ponte Vedra Beach, Florida. (Photo by Sam Greenwood/Getty Images)

Hace cuatro meses la carrera de Brooks Koepka se vio amenazada por una lesión en la muñeca izquierda que lo obligó a perderse 15 semanas del PGA TOUR y le impidió tomar un palo por 91 días. Este domingo eliminó cualquier duda sobre su salud y entró en la historia, ganando su segundo US Open consecutivo.

 

Luego de que el inglés Tommy Fleetwood empató el récord del campeonato con un 7-bajo par 63, dos horas antes, Koepka mantuvo una ventaja de un golpe y luego de un 2-bajo par 68 ganó el 118 ° US Open en el Shinnecock Hills Golf Club. El ganador terminó con 281 golpes, 1-sobre par, el score más alto en el Abierto desde 2012.

Koepka se convirtió en el séptimo jugador en ganar el campeonato en años consecutivos, el primero desde Curtis Strange en 1988-89.

“Esto es increíble”, dijo Koepka, quien comenzó con un 5-sobre par 75 en la primera ronda. “No puedo creer haber ganado nuevamente. Siempre sentí que tenía la oportunidad (a pesar de la pobre ronda inicial). Había que hacer un par de birdies y seguir luchando. Sabía que las condiciones no iban a estar tan duras y lo pude aprovechar “.

Los otros tres co-líderes nunca pudieron entrar en la conversación. Dustin Johnson, el líder después de 36 hoyos, tuvo otro día difícil sobre el green y anotó 70 golpes para terminar tercero con 3-sobre par 283. Tony Finau finalizó con 72, incluido un doble bogey en el hoyo final y terminó quinto con 5-sobre par. En tanto, Daniel Berger cerró con 73 y empató el sexto lugar con 6-sobre par.

Luis Gagne, mientras tanto, igualó con el estadounidense Matt Parziale como los mejores amateurs del campeonato. El costarricense presentó una tarjeta final de 4-sobre par para finalizar T48,  con 16-sobre par para el torneo. Lo más destacado de la ronda fue el birdie del par-3 del hoyo 7 cuando dejó su tiro de salida a menos de un metro.

Su colega latinoamericano, Jhonattan Vegas, registró su segundo 73 consecutivo para terminar T41, 14-sobre par para la semana. Anotó un par de birdies en los primeros nueve hoyos (1 y 7), pero dos bogeys y un doble en el No. 11 le impidieron terminar mejor. El venezolano buscará llevar esta buena actuación para la próxima semana en el Travelers Championship.

Koepka demostró el año pasado que podía ganar en un campo en donde se hacían muchos birdies cuando empató el récord de score más bajo en su victoria en Erin Hills, Wisconsin. Este año ganó en Shinnecock Hills, uno de los campos más difíciles que reciben el Open.

Koepka comenzó la ronda final en un empate cuádruple por el primer lugar. Hizo birdie en tres de los primeros cinco hoyos y luego sumó uno más al 10. Pudo mantener la ventaja de un golpe con cuatro pares consecutivos. Un birdie en el par-5 del 16 le dio a Koepka una ventaja de dos golpes y le dio la suficiente tranquilidad para poder terminar con bogey.

El 7-bajo par 63 de Fleetwood empató el récord compartido por otros cinco y parecía ser una  reminiscencia de Johnny Miller, quien cerró con un 63 en Oakmont, en 1973 para quitarle el campeonato a Arnold Palmer. Fleetwood, el jugador número 12 del ranking mundial, falló un birdie de dos metros en el hoyo 18 que le habría dado el récord y hubiera forzado un desempate.

“Honestamente, nunca pensé que estaba fuera del torneo”, dijo Fleetwood. “Siempre sentí que podía recuperarme. Sin embargo, cuando terminas, parece como si hubieras perdido tu oportunidad “.

El campeón del Masters, Patrick Reed, comenzó el día con una lluvia de cinco birdies en sus primeros siete hoyos y empató la punta momentaneamente. Pero un par de bogeys detuvo su impulso y le impidió tener la chance de ganar el Grand Slam. Reed cerró con 2-bajo par 68 y finalmente empató el cuarto lugar.

Phil Mickelson se recuperó de la controversia del sábado y cerró con un 69. Mickelson incurrió ayer en una penalidad de dos golpes cuando golpeó intencionadamente una bola en movimiento durante la tercera ronda, lo que lo hizo anotar un 10 en el hoyo y un 80 para el día.

La mejor recuperación fue para Rickie Fowler, quien jugó con Mickelson. Después de anotar 84 el sábado, se recuperó con un 65 este domingo, la segunda mejor tarjeta de la semana.

ZChess Clock